EMIGRACIÓN (del 12/12/2011)

Estamos en la época en la que la gente vuelve a casa por Navidad. Pero para hoy queremos destacar una palabra que significa todo lo contrario: EMIGRACIÓN. Consiste en dejar la población de origen para trasladarse a otra región. Los motivos son diversos. Puede ser causa de guerras, invasiones, razones personales, búsqueda de nuevas oportunidades.

A lo largo de la Historia, se han dado diferentes oleadas de EMIGRACIÓN. En España recordamos la salida masiva de ciudadanos durante el Siglo XX a países latinoamericanos o zonas más prósperas de Europa como Francia y Alemania hasta la llegada de la década de los 80, momento en el que el país se fue recomponiendo económica y anímicamente.

Pues bien, ahora nos  encontramos en una nueva oleada de EMIGRACIÓN. Motivo principal: la crisis y la falta de oportunidades para miles de jóvenes formados que deciden “escapar” a otros países y poner rumbo a sus vidas.

Existe el fenómeno, ¿quién no conoce a alguien que recientemente se ha mudado a otro país? Sin embargo, aún estamos a falta de datos estadísticos específicos que valoren el impacto de este movimiento migratorio.Cabe destacar las estimaciones publicadas por la Proyección de la población de España a corto plazo 2011-2021, del Instituto Nacional de Estadística (INE), en donde se advierte el comienzo del giro del péndulo (más EMIGRACIÓN que inmigración). Así, si se mantienen las tendencias actuales, la población española se reduciría hasta los 45,6 millones en 10 años. Se registrarán un 18,1% menos de nacimientos y un 9,7% más de muertes que en 2010. También el saldo migratorio será negativo a partir de 2011, ya que el número de 450.000 inmigrantes nuevos se verá compensado por la marcha al extranjero de 580.850 personas.

RESCATE

Sin duda alguna, la palabra a incluir en ABCaos para comenzar la semana no puede ser otra que RESCATE.

Todas las portadas han utilizado este término para anunciar la “ayuda” de la Comunidad Europea a España de la cantidad de 100.000 millones de euros. Pero esto ¿qué significa en realidad?.

Si miramos al diccionario, RESCATE es la recuperación de una persona o cosa por cambio de dinero o fuerza. En el caso de España, el RESCATE supone una recuperación a la fuerza del propio país. Somos el cuarto país que se acoge a esta acción desde el comienzo de la crisis mundial hace ya alrededor de cuatro años.

Pues bien, aunque los 100.000 millones de euros suponen un empuje importante, las consecuencias aún lo son más. Según el Gobierno, que recela el uso de la palabra RESCATE, afirma que dicha ayuda se ha dado con unas condiciones “muy favorables”. La oposición en cambio, no ha tardado en declarar un deteriorio aún mayor del país. Pero, ¿cómo nos afecta realmente este RESCATE al ciudadano de a pie?¿En qué se va a emplear estos millones: para los bancos o para ejecutar estrategias y políticas de empuje económico real por medio del I+D o incentivos a la contratación, por ejemplo?

De esto se seguirá hablando en las próximas semanas, pero ya hay algunas informaciones que apuntan a las repercusiones que tendrá este RESCATE.

¿Cómo le afectará el rescate? (El País)

TECNÓCRATA (por Juan Ignacio Sanz)

Dice el diccionario de la Real Academia que es, en su segunda acepción, lo siguiente: Técnico o persona especializada en alguna materia de economía, administración, etc., que ejerce su cargo público con tendencia a hallar soluciones eficaces por encima de otras consideraciones ideológicas o políticas.

Esta grata palabra está ahora de moda por culpa de la crisis. En Grecia e Italia, dos países que están al borde del colapso debido a lo mal que lo han hecho sus respectivos gobiernos, sus primeros ministros, Yorgos Papandreu y Silvio Berlusconi, respectivamente, han sido sustituidos por  Lucas Papademos y Mario Monti, dos perfiles de tecnócratas que, supuestamente, calmarán a los mercados y lograrán que sus respectivos países salgan, deseamos que con buen pie, de los arrebatos nada pasionales de quiénes apuestan su dinero en las respectivas bolsas de valores.

Bueno es que en un país dado, ciertos ministerios o carteras de gran importancia -economía, sobre todo- pueden ser gestionadas con mayor eficacia por tecnócratas  en vez de por políticos, sobre todo en los últimos tiempos de la política donde comprobamos una y otra vez la baja cualificación de ciertos elementos públicos.

Lo que no es bueno es que, de repente, TECNÓCRATAS que no han sido elegidos democráticamente por los ciudadanos con sus votos, sustituyan a un dirigente que sí ha sido elegido por las urnas.

Y tú que piensas, ¿te parece bien que TECNÓCATRAS sustituyan a políticos elegidos democráticamente?, ¿llegará Mariano Rajoy a La Moncloa o será sustituido por un TECNÓCRATA en estos momentos de máxima gravedad para la situación económica de España?

ALIMENTACIÓN

La ALIMENTACIÓN es una acción básica para cada individuo. Sin ella, nos extinguimos y no obtenemos energía. Es nuestra principal necesidad como ser humano, pero desgraciadamente, no todo el mundo tiene acceso a una ALIMENTACIÓN adecuada aún hoy en el sigo XXI.

Para concienciarnos y recordar esto, la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, FAO, proclamó como Día Mundial de la ALIMENTACIÓN, el 16 de octubre. Su finalidad es la de concienciar a los pueblos del mundo sobre el problema alimentario mundial y fortalecer la solidaridad en la lucha contra el hambre, la desnutrición y la pobreza.

Para esta ocasión, el lema elegido ha sido “Precios de los alimentos: de la crisis a la estabilidad”, tema que pretende arrojar  luz sobre la tendencia a la volatilidad y las medidas que se pueden adoptar para mitigar sus efectos en la población más vulnerable. De esta manera, tal y como expresa en su manifiesto la FAO, “analicemos en profundidad las causas de la variación de los precios de los alimentos y tomemos las medidas necesarias para reducir sus repercusiones en los miembros más débiles de la sociedad mundial”.

RECESIÓN

Para hoy palabra difícil donde las haya: RECESIÓN. Todos los días, prensa, radio, televisión e Internet hablan de la crisis mundial en términos económicos. Se dicen y redactan muchos términos que, para muchos ciudadanos, quedan lejos de ser comprendidos y hace que un tema tan del día como es la crisis pase a ser una especie de sin sentido del que todo el mundo habla pero pocos saben.

En fín, para hoy proponemos RECESIÓN. Para el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua significala depresión de las actividades económicas en general que tiende a ser pasajera. El término “pasajera” en este caso ya lleva coleando cerca de tres años, pero es bueno mantener la esperanza sobre que esta crisis al final acabará.

RECESIÓN vuelve a ocupar portadas después de que los portavoces del Fondo Monetario Internacional lo hayan calificado de peligro inminente debido a la endeble salud de la economía estadounidense, la incertidumbre sobre Grecia y la delicada situación de otros muchos países europeos.

El término RECESIÓN queda claro si nos centramos en que se refiere a una difícil situación económica por deuda o falta de inversión. Todo ello da lugar a innumerables tecnicismo económicos de complicada definición.

¿Alguien se atreve a explicar de manera comprensible de que trata esta RECESIÓN exactamente?